Ocoeños celebran primer convite

Posted by

Por: Harris Castillo.-

El próximo día catorce de Julio, debe convertirse en una fecha de referencia para la comunidad Ocoeña. Será un día histórico, pues se celebra el primer convite de nuestra gente, creando un espacio más para el encuentro y la confraternidad.

Los convites tienen una connotación de solidaridad que hemos abandonado en casi todos los aspectos de nuestras vidas. Cuando no existían maquinarias para motorizar la agricultura de nuestros campos, cuando incluso la mano de obra era escasa, nuestros campesinos se juntaban para colaborar con sus vecinos en las labores propias del campo.

El convite fue el vehículo que hizo posible la gran producción agrícola de antaño, paradójicamente mayor en volumen y tareas cultivadas, que al día de hoy con todas las tecnologías disponibles. Pero también se utilizaba el convite para ayudar en la desgracia de la familia campesina. Esa solidaridad convertía nuestros campos en núcleos familiares y por tanto los seres humanos, eran más humanos. Tal vez eso explica por qué los ocoeños sentimos ser una gran familia y aun practicamos la solidaridad heredada.

La quinta Copa Pedro Pimentel, en honor a uno de los hijos ilustres de nuestro pueblo ido a mejores mundos en Noviembre del 2014, es el marco ideal para la celebración de este primer convite, y la ciudad de Hazleton, quizás la de mayor concentración demográfica de hijos de El Maniel, el lugar perfecto para un reencuentro, que siempre es  positivo.

El Grupo de Damarys Pimentel, ha asumido el reto de organizar este primer convite, y debe recibir el apoyo militante y entusiasta de quienes de verdad amamos a Ocoa. Este dinámico grupo, que además celebra el torneo de softball de Ocoeños Unidos en la ciudad de El Bronx, convierte en realidad el anhelo de muchos, y emula una actividad que la comunidad banileja de Boston, MA, celebra ya por doce años.

Las organizaciones de ocoeños de todo Estados Unidos, deben decir presente y colaborar con el éxito de este encuentro, pues la fortaleza de nuestra comunidad nos beneficia a todos, y se hace mucho más fácil lograr soluciones para nuestros hermanos en suelo patrio.

El Grupo de Damarys Pimentel, escribe así una página de oro en el libro que recoge  el paso de nuestra gente por este gran país. Tenemos una cita cuyo éxito es responsabilidad de todos. Domingo 14, Hazleton Pensilvania, Primer Convite Ocoeño.

Comments are closed.