Historia de la Junta Para el Desarrollo

Posted by

A dos años de la caída de la dictadura y en medio de la efervescencia social, un grupo de profesionales y jóvenes en Ocoa, con influencia de la iglesia católica, en sus inicios, el cura José A. Cursy, crearon en 1962 una Junta para el Desarrollo de San José de Ocoa (ADESJO). Ramón Báez, fue de sus principales directivos, y quien dice que la idea de crear la entidad surgió de la preocupación por el estado de abandono en que se encontraba el municipio tras la caída de Trujillo.

Se motivaron también después de ver la experiencia de la Asociación de Santiago de los Caballeros, donde hicieron los primeros contactos para luego impulsar su puesta en marcha. La Junta o Asociación tuvo gran impulso con la llegada del sacerdote Luis Quinn, figura que pasó a concentrar el liderazgo local. Llegó procedente del municipio de Padre Las Casas en 1965. Tuvo enfrentamientos con los militares del régimen represivo de Joaquín Balaguer.

El padre Quinn se enfrentó al militares como el general Perelló que era quien llevaba la represión de la zona. Y tuvo que defender a muchos jóvenes y estudiantes, perseguidos por militares. Juan Ramón Báez explica que el lema de la Junta era “Ayuda mutua y esfuerzo propio”, ideas que predominaron en la Junta en su primeros años.

Así se fundó la primera cooperativa de crédito y ahorro “Paraíso Recobrado” y una cooperativa de ayuda mutua, “Socorro Mutuo”. Reactivaron la práctica de los “Convites” para desarrollar los proyectos agrícolas colectivos. Los proyectos comunitarios se fundamentaron en el esfuerzo propio y la reunión solidaria dentro de las comunidades, multiplicando el sistema de convite. Se le llamó convite a la reunión o junta de un grupo de personas para realizar trabajos de siembra y cosecha de forma gratuita y solidaria en conucos de vecinos y amigos en los campos.

En los primeros diez años los proyectos se concentraron en zona rural. Desarrollaron acciones de fomento agrícola, construcción de caminos vecinales en la mayor parte de las comunidades rurales, canales de riego en veinte comunidades, asistencia técnica y financiamiento para la producción a través de las cooperativas, instalaron acueductos conectados, las primeras clínicas rurales, reforestación, y conservación del suelo, siendo pioneros en la conservación medioambiental y en introducir los invernaderos (siembra controlada).

El resultado fue un aumento de la pequeña producción campesina, mejora técnica en diferentes comunidades, manejo colectivo de tierras en las diferentes comunidades, era una respuesta al problema de tenencia y de la agricultura rudimentaria en secano. Sin embargo a largo plazo los proyectos no pudieron resolver el problema de tenencia y la usara en la comercialización, nudos estructurales responsables de la pobreza campesina.

En el aspecto organizativo se fomentaron comités comunitarios. En Ocoa con el trabajo de la Junta quedó una estructura organizativa en los campos y secciones rurales. Asociaciones campesinas, juntas de asociaciones, consejos comunitarios, federaciones campesinas, asociaciones y grupos culturales. Sin embargo también esta organicidad tuvo la limitación para impactar en la dirigencia política o en las práctica autoritaria tradicional.

En el aspecto político La Junta no tuvo conflictos con el régimen de Joaquín Balaguer porque desde finales de la década de 1960 y durante los Doce años (1966-1978), la política de Balaguer se orientó hacia las reformas y el desarrollismo, era una política para contrarrestar los movimientos y sectores que propugnaban por transformación social vía la acción revolucionaria, en auge en la época.

La procedencia de sus recursos fue, de diversas y múltiples fuentes. En sus inicios la iglesia católica consiguió los primeros recursos, a través del apoyo de los canadienses. Proyectos realizados con el Estado a través la Oficina de Desarrollo de la Comunidad a finales de la década de 1960. En su larga historia captaron recursos de diversos organismos internacionales.

Algunos de los organismos internacionales fueron: la Cooperación Alemana, Inglaterra, la Agencia Interamericana de Desarrollo de Estados Unidos, la Fundación Panamericana para el Desarrollo, el Banco Interamericano de Desarrollo, entre otros.

En resumen, en el caso de la Junta de Desarrollo esta impactó positivamente en la creación de la infraestructura en la zona rural, creando sistemas comunitarios de riego, los primeros caminos vecinales, los primeros equipamientos de acueducto, escuelas, y clínicas rurales.

Se puede decir que esta provincia entre 1970 y 1990 se organizó para resolver problemas básicos sociales que el Estado no resolvía. Dicha acción de alguna forma se sustituyó la acción del Estado, y de las instituciones locales responsables. Este artículo lo hacemos para que las actuales y próximas generaciones puedan conocer los inicios y el trabajo de una institución que ha sido fundamental para el desarrollo de San José de Ocoa. (Fuente: odonnell casado )

Comments are closed.